Reencuentro

Posted on


«¿Cómo fue que llegamos a este punto?» Me pregunté mientras miraba como el viento agitaba tu pelo. Quizá nos extraviamos en la indiferencia, cuando dejamos de reinventar nuestro sentimiento y solo recurríamos a él como una costumbre; así como cuando el día termina y llega la noche, tan inevitable y sistemático. Nos perdimos en el azul oscuro de la noche, en ese cielo que ya no volteábamos a mirar más. Siempre dispersos en la incomodidad del silencio cuando bebíamos café por las mañanas y con disimulo mirábamos al amor pasar. Ahora que nos encontramos, ¿valdría la pena, si tuviésemos el poder de regresar al pasado para cambiar su significado, volver a estar juntos? Sostengo tu mirada queriendo encontrar un rescoldo. Las palabras se arrastran lentamente. «¿Quién eres hoy para mí?» «¿Solo un nombre bonito?» Palabras y respuestas sujetas de la mano, se rehúsan a salir de su escondite. Estar y no ser. Mirar tus labios y tu carita. De repente todo toma un sentido: descubrir en tus ojos un par de sueños y, en tu boca, la complicidad de una promesa hecha beso. Al final, las dudas se convierten en oportunidades. Cierro los ojos y me dejo guiar por el corazón hacia un nuevo comienzo.

¡Comenta!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s